1. Visitar el símbolo de la ciudad, la Torre de Hércules.

¿Alguna vez has subido a uno de los edificios más altos conservados de la época romana? Con sus aproximadamente 37,2 m de altura, la Torre de Hércules posee una de las mejores vistas de la ciudad. Es el único faro romano del mundo que desde sus orígenes hasta la actualidad continúa en funcionamiento.

 

      

 

 

 

 

2. Tomarse una tapa en el bar La Bombilla.

 

Desde 1937 este bar ha llenado los estómagos de todo aquel que se preste a comer de pie charlando en buena compañía. Tanto sus buenas tapas típicas españolas por 1€ (tortilla, croqueta, filete…), como su localización en pleno centro de ambiente de la noche coruñesa, hacen que sea ya todo un clásico.

Situación: En la esquina de la calle de Torreiro, 6 y calle Galera

 

 

3. Ir a Marineda City, uno de los Centros Comerciales más grandes de Europa.

Tanto si adoras ir de compras como si lo odias, si te encanta la comida rápida o la sana, ir al cine o a la bolera…después de pasearte por sus restaurantes, centros de ocio y por cerca de 200 tiendas, será imposible que digas que no has conseguido comprar ese pantalón que tanto buscabas o que continúas teniendo hambre.

Situación: Carretera de Baños de Arteixo, nº43

 

 

4. Sacarse fotos a modo turista delante de la Plaza de María Pita.

Uno de los lugares más fotografiados de la ciudad por los turistas. ¿Por qué? Por cumplir con los requisitos de un buen selfie: paisaje de fondo precioso, buena luminosidad y una plaza amplia para buscar tu mejor ángulo.

 

 

5. Visitar el Castillo de San Antón.

 

Si, has leído bien, ¡también tenemos un castillo! Construido en el siglo XVI, se ha llegado a usar como edificio defensivo, prisión e incluso para aislar a los marineros que llegaban a la ciudad afectados de alguna enfermedad infecciosa. Actualmente es un museo arqueológico e histórico, y en su interior podrás ver exposiciones sobre la historia de Galicia y Coruña.

Situación: Paseo Alcalde Francisco Vázquez, 2 A

 

 

6. Los domingos quedar con tus amigos en los bares de la calle San Juan.

 

El último día de la semana la ciudad se apaga, deja de tener tanto movimiento y bullicio como a diario. Pero existe un lugar escondido que forma parte de la excepción que confirma la regla: los bares de la calle San Juan. Cualquier tarde de domingo del año está a rebosar de gente tomando vermut, hablando y escuchando música en directo. Imprescindible vivirlo para entenderlo.

 

 

7. Comer pulpo á feira en el mesón A Lanchiña.    

Galicia es la tierra del marisco y, como seguramente ya habrás escuchado, nos encanta comer pulpo, ¡pero no de cualquier manera! Nos encanta con la receta tradicional llamada 'pulpo á feira'. Hay muchos lugares en Coruña donde puedes ir para probarlo, pero nuestra recomendación es ir al mesón A Lanchiña, especializado en este manjar.

Situación: Calle Pérez Porto, 1-3

 

8. Comprobar con tus propios ojos porque Coruña es la ciudad de cristal.

 

A lo largo de la avenida de la Marina los edificios tienen una arquitectura singular perfectamente adaptada al clima de la ciudad: edificios con galerías y grandes vidrieras, que evitan la entrada del agua a las casas y a la vez permiten su iluminación con luz natural. Este es el motivo de que Coruña sea conocida como la ciudad de cristal.

Situación: Avenida de la Marina

 

 

9. Beber la mejor cerveza del mundo en la Cervecería de Estrella Galicia.

 

Cervecería asentada en el mismo lugar que la fábrica original de Estrella Galicia. Sirven todas las variedades de cerveza elaboradas en la bodega de A Coruña, además de pinchos y raciones. Con el paso del tiempo se ha convertido en un lugar de culto para los cerveceros y una muestra de ello es que siempre está a rebosar de gente.

Situación: Rúa Concepción Arenal, 10

 

10. Probar nuevos sabores en las mejores heladerías.

¿A quien no le gusta disfrutar de un buen helado? Aunque hay muchos sitios en dónde poder comprarlos te aconsejamos que pruebes los de las heladerías: Real, Colón y La Italiana. ¡Sus helados están tan ricos que no podemos recomendar un único lugar!

  • Heladería Real, situación: Rúa Santiago, 2
  • Heladería Colón, situación: Avenida Marina 26; cerrada en invierno.
  • La Italiana, situación: Av. Montoto, 9. Abierta de febrero a septiembre y en Navidad.

 

 

11. Ver amanecer desde la discoteca Playa Club.

¿Te gustaría bailar en una discoteca con vistas al mar? ¿Y ver el amanecer tumbado en la arena? Pues hazlo! La discoteca Playa Club junta ambas cosas en un mismo lugar, uno de esos placeres que ofrece esta ciudad.

Situación: Andén de Riazor

 
 

12. Ir de compras a "Los Mallos", un mercadillo tradiconal.

 

Todos los martes y sábados del año hay un mercadillo al aire libre en la explanada A Sardiñeira. Integrado por 195 puestos variados entre los que prevalecen los de textil y calzado. Un lugar en donde buscar gangas no es misión imposible. ¡Inténtalo!

 

 

13. Ir a la Plaza del Humor.

 

Disfrutar del arte gratuitamente es posible tan solo yendo a esta plaza situada enfrente al Mercado de San Agustín. En ella hay dibujos de diversos personajes de cómic internacionales como Asterix y Obelix; españoles como Mortadelo y Filemón o incluso autores gallegos como Castelao y Vicente Risco.

 

 

14.  Ver la ciudad desde el Monte de San Pedro.

 

Las mejores mejores vistas de la ciudad las hallarás en este antiguo punto defensivo. Y por si eres exigente...decir que también cuenta con un laberinto inglés, un estanque de patos, varios cañones, máquinas de guerra, un ascensor panorámico, un restaurante… ¿Qué más quieres?

 

 

15.  Ir de vinos y tapas a la calle de la Barrera.

 

Hay muchas zonas en la ciudad de cristal en donde ir de vinos y tapas pero recomendamos la calle de la Barrera en especial por su ambiente y encanto, su localización y variedad en locales… y porque sabemos que lo acabarás recomendando!

 
 

16.  Ir a la Casa de las Ciencias y quedarse dormido en el Planetario.

 

A pesar de ser un museo de ciencias, no es el típico museo de ciencias, es interactivo y apto para todos los públicos. Cuenta con un planetario y...que levante la mano quien no se haya quedado dormido en él! Es algo frecuente y sorprendente al mismo tiempo: ver las estrellas relaja la mente del visitante.

Situación: Parque de Santa Margarita

 

17. Desayunar en la Cafetería Internacional después de una noche de fiesta.

 

Local de peregrinaje por los fiesteros que tras de una buena noche desean desayunar antes de irse a casa a dormir. Localizado en una zona céntrica, en él podrás saciar tu hambre y tu paladar. Además, la parada de taxis está muy cerca.

Situación: Avenida Rubine, 7

 

 

18. Ver un partido de fútbol en el estadio de Riazor.

La ciudad cuenta con un estadio de fútbol en donde el Real Club Deportivo de La Coruña juega. Si te gusta el fútbol tienes una cita pendiente para apoyarlos y corear su canciones, todo buen coruñés amante de este deporte lo hace!

 

 

19. Ir a la Domus.

Museo dedicado a las características del ser humano. A través de más de 200 actividades interactivas podrás aprender sobre, por ejemplo, la nutrición, reproducción o genética.

Situación: Rúa Ángel Rebollo, 91

 

20. Visitar el Aquarium.

 

El Aquarium Finisterrae, también conocido como la Casa de los Peces, está situado a la orilla del mar con una gran exposición fija y otra temporal sobre el mundo marino. Pero el principal atractivo son las focas, concretamente el momento en que los cuidadores les dan de comer, es todo un espectáculo. Infórmate sobre el horario y no te lo pierdas. Además, buenas noticias: ¡la entrada es gratis con tu tarjeta de estudiante de la UDC!

Situación: Paseo Marítimo Alcalde Francisco Vázquez, 34

 

21.  Quedar con alguien en el Obelisco.

 

Su buena localización y comunicación hacen que sea el Meeting Point más concurrido. Y si, quizás seas tú al que toque pringar y esperar por ese amig@ que siempre llega tarde, pero no te vas a aburrir porque acabarás hablando con conocidos tuyos que están en igual situación.

Situación: Rúa Cantón Grande

 

22. Bañarse en Riazor.

Dicen que una imagen vale más que mil palabras, este es el caso de las fotos de la playa de Riazor, ¡hablan por sí solas! Por algo será que siempre tiene turistas visitandola y coruñeses disfrutandola.

 

 

 

23. Disfrutar de una obra en el Teatro Colón.

 

Estamos hablando de ir al teatro Colón pero podríamos hacer lo mismo del Teatro Rosalía de Castro, Fórum Metropolitano o Centro Ágora. Si la intención es ver teatro, cualquiera es perfectamente válido. Pero el Colón tiene un je ne sais quoi difícil de explicar, quizás sea su arquitectura o su historia…

Situación: Avenida de la Marina, 7A

 

 

24. Cantar "Vivir na Coruña que bonito é, andar de parranda e dormir de pé..." cuando vas con los amigos de fiesta.

Era el 1983 cuando la cantante gallega Ana Kiro empezó a cantar la canción Vivir na Coruña que bonito é, canción que habla de lo bonito que es vivir en esta ciudad y de la posibilidad de salir de fiesta para acabar durmiendo de pie. Razón por la cual todo buen coruñés adora cantarla en cualquier ocasión.

 

 

25. Encontrar las excavaciones arqueológicas del Castro de Elviña.

 

Este castro es un poblado fortificado característico de la cultura castreña del noroeste de la península ibérica y uno de los más grandes de la Galicia septentrional. La visita es gratuita e incluye un guía, no es necesaria la reserva, solo informarse de los horarios de apertura. Te sorprenderá ver lo cerca que está del campus de Elviña.

Situación: Campus de Elviña, s/n

 

 

26. Tomar un chocolate con churros en Bonilla a la Vista.

 

El chocolate con churros es un plato típico español, se consume durante el invierno como desayuno a horas muy tempranas o a la merienda. Es un contraste de sabores, la dulzura amarga del chocolate caliente mezclado con el sabor aceitoso y crujiente del churro hacen la pareja perfecta. Los mejores los encontrarás en la churrería Bonilla a la Vista, en donde también deberías probar las patatas fritas de bolsa de la propia empresa gallega.

 

 

27. Sufrir un chaparrón no previsto.

 

No importa cuántas veces mires las predicciones meteorológicas, ¡en Galicia nunca acertarán!

Las nubes que pasan por Coruña son muy traviesas y nunca avisan cuando van a empezar a descargar. Por eso, si algún día cae un chaparrón sin previo aviso y no tienes paraguas, tenemos un dicho español que es: "a mal tiempo, buena cara".

 

 

28. Salir de casa siempre con una chaqueta por si acaso.

Lo sentimos, pero la lluvia no es la única advertencia meteorológica, también tenemos los cambios bruscos de temperatura. Es por ello que todo buen gallego precavido sale de casa con una chaqueta, aunque haga calor, porque sabe que es probable que de noche refresque.

 
 

29. Tomarse un té en las teterías de la ciudad vieja.

Sí, puede que no seamos unos expertos en té, si, lo confesamos...pero de todas formas tenemos unas teterías en la ciudad vieja que perece la pena visitar por sus alfombras, cojines, tapetes, pastas, tés y demás sorpresas. ¡Un pequeño oasis de relajación y paz en una ciudad tan energética!

 

 

30. Tomar un bocadillo en el Bar Rogelio.

Si hay un sitio mítico de Coruña para comer bocadillos ese es el Rogelio. Además de bocadillos clásicos, su especialidad son los Guerrilleros y los Caníbales. ¿Te atreves a probarlos?

Situación: Calle San Roque, 1

 

31. Recordar que A Coruña es la ciudad en la que nadie es forastero.

¿Conoces el eslogan de la ciudad? ¿Te suena la frase A Coruña, la ciudad en la que nadie es forastero?

En efecto, es el eslogan que describe una realidad. El sentimiento de cada persona que viene que, al cabo de poco tiempo, tiene la sensación de que es de aquí de toda la vida. Esta es la magia de Coruña, ¡es acogedora!

 

BONUS (sólo en determinadas fechas)

 

32. Saltar las hogueras el día de San Juan en la playa.

 

El 23 de junio, la noche más corta y mágica del año, se celebra la noche de San Juan. Por las calles y playas de la ciudad se encienden hogueras para dar la bienvenida al verano. Se dice que si saltas 9 veces por encima del fuego obtendrás protección y buena suerta. Si lo intentas no te olvides de que el fuego siempre quema y hace pupa.

 
 

33. Comprar un décimo en la Administración La Favorita (antes del 22 de Diciembre).

La Lotería de Navidad es uno de los sorteos de lotería más populares de España. Todos andamos como locos porque nos toque el Gordo -es el nombre que se le dá al máximo premio posible, unos 400.000 €- y para que toque hay comprar un décimo, a ser posible en La Favorita...dicen que da buena suerte!

Situación: Rúa Concepción Arenal, 17

 
 

34. Visitar el poblado navideño de Maria Pita.

 

Durante la Navidad se expone en la plaza de María Pita un precioso poblado navideño. Es recomendable verlo de noche, su iluminación tiene un encanto especial que te enamorará.

 

 

35. Tomar castañas en la calle Real en Navidad.

En el pasado, la castaña era la base de la dieta gallega por tener un gran aporte calórico. Pero con el tiempo ha quedado reemplazada por el uso frecuente de la patata.

En la actualidad, a partir de octubre y hasta enero se suelen asar para comerlas a modo de aperitivo o snack. Puedes adquirirlas recién asadas y listas para comer en uno de los puestos de castañas situado en plena calle Real.

 

* El artículo tiene carácter informativo. ESN Coruña no obtiene por su publicación ningún beneficio por parte de las empresas citadas.